Lo conoció por Tinder, lo citó a una fiesta sexual gay y lo mató: convivió varios días con el cadáver

El asesino se entregó a la policía tras cuatro días con el cuerpo de la víctima, de 35 años.

 

BUENOS AIRES (ADNSUR)  – El cuerpo de un hombre de 35 años fue hallado baleado y envuelto en una frazada en el fondo de una pileta en una casa de la localidad bonaerense de Villa Adelina.

La policía se dirigió a la casa tras la confesión del asesino, quien se presentó de manera espontánea en la comisaría octava de San Isidro y contó que conoció a la víctima en Tinder y que, luego de intercambiar varios mensajes, lo invitó a su casa ubicada en la calle Boedo al 2300 para participar de una fiesta sexual gay.

El encuentro, en el que hubo drogas y alcohol, duró tres días y terminó de la manera menos pensada.

Tras una fuerte pelea, el dueño de la casa tomó un arma y asesinó a balazos a su invitado. Luego convivió con el cadáver de la víctima durante, por lo menos, tres días hasta que finalmente se entregó a la policía, según detalló Radio Mitre.

En la casa del detenido los efectivos secuestraron medicamentos y una pistola Bersa calibre 3.80, que sería la que usó para el crimen.

No es la primera vez que una cita por Tinder termina de la peor manera. De hecho, la muerte de Grace Millane, de 22 años, conmocionó a Nueva Zelanda. La joven que se había graduado de la universidad murió estrangulada en el departamento de un hombre que había conocido por esa misma red de citas.

COMPARTIR
Updated: 3 diciembre, 2019 — 3:19 am